6 mayo, 2021

Deportes Total 8

La web del deporte

El Bayern Múnich ya no es imbatible

El año 2020 finalizó para todos, pero no de la misma manera para el Bayern Múnich. En noviembre de 2019 Hans-Dieter Flick se convirtió en el técnico interino del club bávaro, y desde entonces los éxitos comenzaron a llegar al Allianz Arena.

Cinco títulos se sumaron a las vitrinas del club, con el triplete Bundesliga-Pokal-Champions. El Bayern era un equipo imparable, prácticamente imposible de batir. Desde que llegó ‘Hansi’ Flick en noviembre hasta el final de la temporada (debido al coronavirus finalizó en agosto) los bávaros lograron unas marcas en Bundesliga difícilmente superables, con 21 victorias, 2 derrotas y un empate.

Victorias a medio gas

Con el comienzo de la nueva temporada poco a poco se comenzó a vislumbrar un cambio de dinámica. No por los resultados, porque el Bayern seguía ganando, sino porque algunos encuentros se les acababan haciendo cuesta arriba. Fue el caso de la tercera jornada de la UEFA Champions League, cuando empataban a 2 ante el Salzburgo hasta el minuto 79 del encuentro. El partido finalizó con un contundente dos a seis a favor del Bayern.

Esto no se queda aquí, pues en Bundesliga han sumado ocho encuentros consecutivos en los que han comenzado con el marcador en contra. Todos ellos pudieron remontarlos. Hasta que el Borussia Mönchengladbach les dio de su propia medicina, cuando ganaban dos a cero fuera de casa, hasta que Jonas Hofmann (doblete y asistencia) y Florian Neuhaus le dieron la vuelta al marcador para propinarles su segunda derrota del campeonato por 3 goles a 2, ello sumado a los tres empates que ya encadenan en 15 jornadas (Werder Bremen, RB Leipzig y Union Berlín).

En Bundesliga han sumado ocho encuentros consecutivos en los que han comenzado con el marcador en contra

Los datos goleadores también son alarmantes, no a favor, ya que son el equipo que mejor rédito tienen con 46 en 15 jornadas, a una media de más de tres por partido. El problema es relativo en cuanto a los que reciben, pues son el cuarto equipo de la Bundesliga que más goles encajan, con 24. Las lesiones de futbolistas clave como Kingsley Coman (protagonista de la final de Champions por su gol), Joshua Kimmich, Alphonso Davies, Niklas Süle o Leon Goretzka también han influido en la dinámica del 6 veces campeón de Europa, y a pesar de todo ello siguen primeros en Bundesliga (el RB Leipzig tiene la oportunidad de volver a situarse líderes en caso de vencer al Borussia Dortmund en casa), vivos en DFB-Pokal (aún tienen que jugar) y en octavos de Champions League.

La Bundesliga está más reñida gracias a ello, ya que equipos como el Bayer Leverkusen han podido dar un paso al frente y pelearles el liderato en varias ocasiones (marchaban líderes al parón invernal hasta que el Bayern les arrebató la primera plaza ganándoles por 1 a 2). El Wolfsburgo también pudo mantenerse 11 jornadas sin perder un solo encuentro, precisamente, hasta que se vieron las caras contra el gigante alemán. O un RB Leipzig sin Timo Werner que permanecieron a la cabeza de la clasificación por tres jornadas; sumado a un Unión Berlín de lo más competitivo. Si existe un momento para desbancar al Bayern, este es sin duda el idóneo.