30 julio, 2021

Deportes Total 8

La web del deporte

El Athletic sueña con el triplete

El Athletic de Bilbao estaba viviendo una temporada bastante convulsa y por debajo del nivel mostrado en anteriores temporadas. Gaizka Garitano pasó de llevar al equipo a la final de la Copa del Rey el pasado curso, a decir en este que no tenía plantilla ni para ganar dos partidos consecutivos. Ese discurso conservador convenció a los aficionados, acostumbrados a la garra de su Athletic y a toda la historia que guarda su escudo y también convenció a los jugadores, que parecían haber perdido la fe en ellos mismos, habían perdido la identidad.

Todo cambió en el mes de enero, cuando se tomó la decisión de cesar a Garitano y anunciar como su sustituto a Marcelino García Toral, esta es una de esas decisiones que pueden marcar un antes y un después en un equipo de fútbol. El mismo Athletic que no tenía ni para ganar dos partidos seguidos, venció al Real Madrid y al Barcelona en la Supercopa de España para proclamarse campeones y ganar el primer título de la era Marcelino que tuvo un impacto inmediato.

Asier Villalibre y su trompeta se hicieron notar en La Cartuja mientras celebraban algo que todos pensaban imposible unos meses atrás. Volvió la familia, volvió la garra y volvió el buen fútbol en San Mamés. Jugadores renacidos como Iñaki Williams y Unai Simón, otros que se han consagrado como Iker Muniaín y Raúl García, es difícil señalar a alguien en este nuevo Athletic, son una piña y ahora no hay nada que no crean posible, Marcelino ha devuelto la ilusión.

Ya tienen su primer título del año, pero aún tienen la posibilidad de levantar dos más. Primero, la final de la pasada edición de la Copa del Rey ante la Real Sociedad, que tiene doble motivación, porque levantar un trofeo en las narices de tu eterno rival es algo que no se vive todos los días y, además, están vivos en la actual edición, donde tienen que enfrentarse al Levante en semifinales a doble partido.

Los bilbaínos pueden celebrar un triplete muy especial en una temporada en la que pensaron que su equipo simplemente estaba muerto, que no había nada que hacer, pero este Athletic está muy vivo y con más hambre que nunca. Esto puede significar la reivindicación de estos jugadores, y de un técnico que ha sido tratado muy injustamente por su anterior equipo, pero que puede demostrar todo lo que puede ofrecer.