18 mayo, 2021

Deportes Total 8

La web del deporte

Vuelve a soñar NY con sus Knicks

El comienzo de temporada esperanzador y sorpresivo de los New York Knicks transcurridos ya 35 partidos se ha transformado en la consolidación de un proceso y en una realidad. Los dirigidos por el experimentado y temperamental head coach Tom Thibodeau se encuentran al día de hoy jugando por encima de .500 con un récord de 18 triunfos y 17 derrotas ocupando la cuarta plaza de la Conferencia del Este.

El éxito de estos Knicks como es costumbre en los equipos del entrenador oriundo de Connecticut está basado en su sólido sistema defensivo que ha sido poco a poco interpretado y entendido por este grupo de jugadores al punto que al día de hoy los de New York son el tercer mejor equipo en rating defensivo de toda la NBA recibiendo 108.89 puntos por cada 100 posesiones y cuartos en el rating defensivo ajustado. Además se ubican en la 12ma posición en net rating con un valor positivo de 0.36, lo que nos hace deducir que su defensa es lo suficientemente buena para que el equipo saque los resultados.

Su figura indiscutible es Julius Randle, el alero de 26 años se encuentra en medio de una extraordinaria temporada liderando al equipo en casi todas las categorías ofensivas. Al momento está promediando 23.4Pts, 10.9 rebotes, 5.5 asistencias, 48.3% FG y 41.9% T3P. Podríamos decir de cierta manera que la producción ofensiva y el funcionamiento del equipo en esta faceta del juego dependen mucho del ex Laker.

Tiene como escuderos a jugadores jóvenes que están demostrando su calidad y su potencial como RJ Barrett, jugador de segundo año salido de la Universidad de Duke quien promedia 16.5 puntos, 6.1 rebotes y 2.9 asistencias, Elfried Payton que ya tiene más experiencia pero sigue siendo joven (27 años) está aportando 12.4 puntos por partido y 3.7 asistencias y la más que notable adición de uno de los jugadores más apreciados por la afición y queridos por el Coach Thibodeau como lo es Derrick Rose, el veterano ex Bulls, y ex Pistons que llegó hace poco al equipo vía trade aporta experiencia y calidad, está promediando 13.5 puntos y 4.5 asistencias por partido.

Otra de las notas altas es la confianza otorgada a los novatos Immanuel Quickley y Obi Toppin, sobre todo el primero de ellos que ha respondido con creces, este joven Point Guard salido de Kentucky está promediando 12.2 puntos y 2.4 asistencias por partido y jugando con una absoluta confianza y seguridad. Por su parte el alero Obi Toppin estuvo lesionado y ha tenido menos continuidad pero se espera mucho de él, promedia 4.6 puntos.

A esta avanzada de talento debemos sumar la participación sobre todo en defensa de una serie de jugadores de rol de suma importancia y veteranía como lo son Taj Gibson, Nerlens Noel, Reggie Bullock, Austin Rivers y de un jugador clave en el equipo que se encuentra lesionado, el pivote Mitchell Robinson quien promedia 8.4 puntos, 8.4 rebotes y 1.5 tapas por partido.

En definitiva estos Knicks están jugando de una manera especial, inteligente, un basketball que por momentos recuerda al de los 90s, con mucho físico y defensiva y con eficiencia ofensiva tomando tiros de alto porcentaje y sin esa obsesión casi enajenante de solo lanzar triples que ha tomado por asalto a la gran parte de los equipos de la NBA. Deberán seguir luchando por entrar a playoffs pero de seguir este rumbo hay motivos para soñar en la gran manzana.

José Antonio Mederos Viloria @JAMVMD

Imagen principal vía: newsakmi.com